martes, 24 de octubre de 2017

Crítica: Blade Runner 2049

Es evidente que mis expectativas al ver Blade Runner 2049 eran muy altas, altísimas. Dar continuidad a una película de culto como la dirigida por Ridley Scott en el 1982, basada en un título de Philip K. Dick tan enigmático como “Do Androids Dream of Electric Sheep?” y dirigida por Denis Villeneuve, es todo un acontecimiento cinematográfico. Sin duda Villeneuve es el nuevo rey midas de la industria, ya que junto a Nolan es capaz de quedarse con los proyectos más ambiciosos del año. En 2016 fue Arrival y en el 2019 se empieza a dar por hecho que dirigirá una nueva adaptación del libro de Frank Herbert, Dune, cogiendo de esta forma el testigo de la controvertida película de Lynch.

Salgo del cine con dudas, la película no decepciona, pero tampoco convence, o lo que viene a ser lo mismo, me gusta pero no me entusiasma. Con un ritmo inesperadamente lento y con sus casi tres horas de duración se hace larga, pero, por otro lado, la atmósfera que logra impregnar en toda la historia es muy buena, portentosa, y logra respirar como si fuese real, como si tuviese ese alma propia que no tienen los androides. Posee la capacidad de volver a poner de moda el cyberpunk, si es que alguna vez se fue, pues este mismo año también se estrenó Ghost in the Shell, reinterpretación del manga de Masamune Shirow (totalmente prescindible existiendo Ghost in the Shell 2.0, 2008).

Villeneuve opa por la máxima de Mies van der Rohe "menos es más" y consigue que la película sea una secuela digna, que no me parece excesivamente carismática, pero que no defrauda. Con habilidad el director elige el camino más seguro, no se lía con una historia rebuscada (de hecho, es bastante sencilla, al menos aparentemente), y por tanto evita pecar de pretencioso. Tampoco abusa de los efectos especiales y no se regodea en mostrarnos el mundo futurista, poniendo tierra de por medio con directores más comerciales que suelen caer en una sucesión de alardes vacíos. Hasta aquí bien, el problema es que no arriesga. Su intención de no defraudar tiene como consecuencia que no opta a convertirse en una película de culto, como sí lo fue su predecesora, Blade Runner 1982, que fue una película muy adelantada a su tiempo, tanto en su temática como en unos efectos especiales de pasmosa actualidad. También fue visionaria al dejar entrever los dilemas de la ingeniería genética, un futuro robotizado o el predominio que tendrían en el futuro asiáticos (elementos muy presentes en la fotografía) y árabes (muy presentes en la OST de Vangelis). Con esos elementos de otra época tan carismática Blade Runner 2049 no puede competir, pero dejará en nuestras mentes su gran fotografía, su diseño de producción, sus efectos sonoros y varias escenas de gran nivel.

En mi opinión es una película que no logra trascender tanto como se le podía presuponer inicialmente y que, al igual que alguno de los personajes de la película, es demasiado fría, como esa lluvia que no cesa y que crea una sensación opresora. En cualquier caso, creo que va a ser bien recibida y valorada por la mayoría del público porque en contraposición ofrece un nivel técnico sobresaliente. Es inevitable hacer comparaciones con la cinta original, ya que la propia secuela nos remite a ella constantemente, está repleta de guiños y referencias tratadas con muchísimo respeto. Si la película de 1982, situada en Los Angeles en el 2019, estaba impregnada de un halo de tristeza y melancolía, en Blade Runner 2049 impera la mencionada frialdad, gracias principalmente a la fotografía, a la banda sonora y a unos personajes en su mayoría deshumanizados. No solo hay reminiscencias a la película del 1982, también a varias películas emblemáticas como Total Recall, Strange Days, Terminator o 2046, que a su vez fueron fuertemente influenciadas por la primera Blade Runner.

Las actuaciones son convincentes pese a que los personajes no tienen el carisma de antaño y tampoco hay diálogos o monólogos que pasen a la historia. Sí se abordan implícitamente temas de gran complejidad como la superpoblación, el efecto devastador de las guerras, la discriminación genética y como novedad argumental, la procreación. Ana de Armas está perfecta en su papel de Joi e interviene en una de las escenas más destacables de la película (de la que hablaré para cerrar la crítica), siendo paradójicamente un holograma el personaje más humano, en medio de un mundo en el que ya no cabe la esperanza de encontrar algo natural, ni una hoja en el suelo, ni la escama de un pez (o de una serpiente). En contraposición a la ternura que desprende este personaje nos encontramos a Sylvia Hoeks, quien ya despertó interés en la penúltima película de Tornatore (La Migliore Offerta, 2013), y que interpreta a Luv, una máquina con la frialdad al mismo nivel que Terminator. Convence también Ryan Gosling interpretando a K, el personaje que asume el mismo espacio que anteriormente protagonizó Ford. Es un antihéroe que manifiesta su constante anhelo por ser un humano, siendo Joi un elemento fundamental que le ayuda a sobrevivir ante los dilemas de su existencia en un mundo futurista sin sentimientos. Y finalmente llega el mito, tarda en llegar pero llega. La película nos lleva hasta Las Vegas, en donde se ven unas figuras abandonadas que muestran que los tiempos de ostentación quedaron lejanos y desproporcionados. Allí aparece Harrison Ford, en un viejo escenario en el que aparecen hologramas de Elvis, Marilyn y Sinatra, lugar que sirve de esta forma para homenajear a su icónico personaje, Rick Deckard. 

El guion de Hampton Fancher (Blade Runner) y Michael Green (Logan, Covenant, Murder on the Orient Express) es correcto, pero por momentos algo plano. Al final no queda una grandísima profundidad debajo del gran envoltorio que diseña Villeneuve y su equipo. Una de las lagunas que tiene la película está relacionada con el personaje interpretado por Jared Leto, Wallace, que aparece y desaparece de la película demasiado rápido. El metraje de la película es larguísimo y sin embargo parece que al sucesor de Tyrell le faltaron minutos para reivindicarse, lo cual es una pena porque se esperaba mucho de él. A final, se evidencia que a la película le falta un personaje con el carisma de Rutger Hauer. Otro punto que no convence son las escenas de acción, que me parecen cuya inclusión es un tanto forzada para dar algo de ritmo a una película que de por sí lo tiene muy lento.

La música está en manos de Hans Zimmer (que cuenta ya con 10 nominaciones a los Oscar y del que destacaría entre todos sus trabajos el realizado para Malikck en The Red Thin Line) y Wallfisch (A Cure for Wellness, Annabelle, It), que a última hora sustituyeron al compositor habitual de Villeneuve, Johann Johannsson. Las composiciones me parecen acertadísimas,  interpretan a la perfección los momentos y crean una música que se mimetiza con la de la película original, compartiendo incluso algunas melodías como la de la canción Tears in Rain. Por momentos espero que esas notas deriven en la canción de Love Theme (1982), pero ese momento no llega. Que nadie espere ninguna canción emblemática como la de los créditos finales de Vangelis, sería injusto entrar en ese tipo de comparativas con creaciones irrepetibles.

La fotografía de Roger Deakins (otro que  acumula ya 13 nominaciones a los Oscar a lo largo de su carrera) es una de las grandes bazas del film. Reinterpreta de manera muy acertada un mundo futuro en el que apenas hay vida real. En algunas escenas los tonos son los grises azulados tan característicos del cyberpunk, fríos y afilados como el acero de una navaja (Los Angeles), y en otras la tonalidad dominante es el color crepuscular de una atmósfera quemada, oxidada, cubierta de polvo (Las Vegas). El gran aliciente para ver Blade Runner 2049 es la oportunidad de visualizar otra interpretación del mundo futuro ideado por Philip K. Dick, en cuyas creaciones se han basado adaptaciones como Screamers, Minority Report, Total Recall, The Adjustment Bureau o la actual serie de televisión Electric Dreams, entre otras.

No consigue Villeneuve hasta la fecha, por mucho dinero que le hayan puesto en sus manos, volver a impactarme como lo hizo con Incendies (2010), aunque debo destacar la  sensual escena de sexo (sin sexo) a través de la superposición virtual de un holograma y una mujer real protagonizada por Joi, K y Mariette. Dicha escena no solo pone de manifiesto el papel sumiso de la mujer en un mundo machista que la reduce a mero objeto, sino que toca también el tema de la lucrativa industria pornográfica en la sociedad contemporánea y sus influencias a la hora de establecer nuestros deseos y conductas sexuales. La innovación al servicio de crear objetos que satisfagan nuestras necesidades (previamente determinadas por la propia industria) sin discusión.

Lo mejor: La atmósfera, la fotografía, el diseño y el sonido; la  sensual escena de sexo (sin sexo) virtual; que la película es en su conjunto un respetuoso homenaje a la original.

Lo peor: Un metraje demasiado largo, con escenas de acción un tanto forzadas para conseguir algo de ritmo, y que a la historia le falte ese trasfondo presente en la de 1982, con personajes y diálogos singulares que le otorgaron el estatus de cult movie.


8 comentarios:

Tracy Kong dijo...

Un paseo por este mundo (que en realidad es otro) de Blade Runner. Nada màs, y nada menos.

espacio muerto dijo...

Estimados, esta pelicula me dejo un buen sabor de boca, aunque no es para todos, ya que como bien dice ronette es larga y lenta.

Lo que mas me cautivo al verla fue el apartado sonoro, creo que gracias a que la vi en una sala imax con excelente sonido, ya que retumbaba la sala con las pocas personas que la veiamos. Esto adicionado a la excelente parte visual, me encanto. Lo malo es que al escuchar en youtube la banda sonora no tuvo el mismo efecto, le faltaba esa potencia que tuve en el cine.

La historia no es muy complicada, pero lo que hace que la hace interesante son las interrogantes que hace, tal como lo hizo en su momento la original y se retoma las cuestiones con el romance y con el proposito de la existencia o vida misma y si esto la hace que valga la pena.

Con esta pelicula no tuve el inconveniente que tuve con la original la primera vez que la vi, que busque accion y no contenido, y sabiendo esto no me molesto en lo minimo la duracion. La mejor analogia que le puedo hacer es aquella escena de evangelion con rei y asuka en el elevador, es tan larga y uno no sabe si pasara algo, y al final te quedas con esa sensacion de que diablos! pero al volver a verla y entiendes que lo que se busca es transmitir la enorme incomodidad que sienten ellas estando juntas ahi, logras disfrutar la escena. Asi con 2049, si la original era no solo visual sino emotivo y contenido, ya estaba preparado para otra escena del elevador.

Espero que la disfruten, y vayan sabiendo que no encontraran un burrito mixto con todas las salsas, sino un buen plato aunque no perfecto de filete con su aderezo y salsa de champinones al punto.

Pasen bien!!!

Donnie Darko dijo...

Creo que esta 'Blade Runner 2049' es una excelente película. Recordemos que cuando se estrenó la película original, esta no fue bien recibida por la crítica y que ha sido el tiempo el que la puso en un lugar privilegiado dentro del cine de ciencia ficción y con esta secuela ocurrirá lo mismo.

No acabo de entender que se critique a 'Blade Runner 2049' por lenta ¿Acaso no lo es 'Blade Runner'? ¿O es que 'La llegada' era un carrusel frenético de imágenes? ¿Realmente alguien que conociera la cinta original o el cine de Villeneuve esperaba que esta fuera una película de acción o que no tuviera un ritmo contenido? Creo Villeneuve se ha enfrentado a un clásico y ha conseguido rodar una excelente película, visual y sonoramente apabullante, un espectáculo de casi dos horas y cuarto que hay que ver y disfrutar en pantalla grande.

He visto ya un par de veces esta película en el cine y las dos la he disfrutado bastante y puede que la segunda vez mas que la primera, algo que para mi refuerza la idea de que esta película es una gran cinta. Hay películas que te impactan, que las disfrutas mucho pero que no aguantan un segundo visionado. Esa es una de las señales que para mi diferencian el buen del mal cine.

¿Que el guión es lo mas flojo de la película? Pues puede que si pero.. ¿Acaso no estamos analizando con excesiva dureza a esta película por ser una secuela de un clásico? Sinceramente pienso que mucha gente le tenía ganas a esta película incluso antes del estreno..

Un Saludo!

Donnie

RONETTE PULASKI dijo...

Hola Donnie,
Esperaba tu comentario, porque leí tu crítica sobre esta película y me pareció magnífica, muy completa, también es cierto que le pegas un repaso, no solo a Blade Runner, sino a toda la trayectoria de Villeneuve.
No creas que voy a estar en desacuerdo con lo que comentas, no. Soy fan de Villeneuve y me ilusionó mucho que fuese él el elegido para llevar a cabo tamaña empresa como rodar una continuación de una película de culto como Blade Runner.
Comentas varias cosas que digo, pero sin los matices que coloco. Por ejemplo, ¿por qué digo que Blade Runner se hace lenta? Que la película de 1982 también es lenta lo sabemos todos, la diferencia es que 2049 dura 50 minutos más que la original…
Creo que toco todos los puntos fuertes que tiene la película, la vi bien en el cine y no cambiaría ninguna de las sensaciones que me transmitió. Soy muy consciente de que por un lado me transmitió la sensación de estar ante una obra de arte magnífica e incomprendida a día de hoy, pero que por otro lado, no se desata. Villeneuve tuvo unos cojones enormes a la hora de aceptar el reto, los que le faltaron a la hora de desarrollar la película. Desde mi punto de vista pecó de cauteloso, parece que dirigió desde el prisma de no decepcionar, desde el profundo respeto que tiene por la cinta original de Scott, que contiene unos elementos, que jamás, ni en cien años de historia se repetirán (personajes, composiciones, se mantiene a día de hoy a la vanguardia del futurismo), y todo esto creo que queda reflejado en mi crítica, y en el párrafo que hablo de todo esto podría acabar la crítica, pues queda todo dicho, lo demás es complemento.
Espacio Muerto, estoy de acuerdo con las sensaciones que te transmitió la película, y me gusta la analogía que haces con Evangelion y la escena del elevador entre Asuka y Rei. Villeneuve hizo 2049 de forma muy inteligente, aunque no todo el público le acompañe.
Gracias a los dos por el aporte de vuestros comentarios!
Un abrazo,

Donnie Darko dijo...

Hola Ronette!

Que alguien como Villenuve haya arriesgado su carrera para dirigir la segunda parte de 'Blade Runner' es como para quitarse el sombrero.. Tras el gran impacto que supuso 'La llegada' que para mi no era hasta ese momento su mejor película, 'Blade Runner 2049' podía haber supuesto el fin de su carrera, pero desde mi punto de vista creo que lo ha hecho muy bien.

Sobre lo de que es lenta. Si, es cierto que la película dura 50 minutos mas pero el tono es el mismo que la original pero creo, y no lo digo por tu caso, que se está utilizando el tema de la 'lentitud' para atacar a 'Blade Runner 2049' casi como si fuera un comodín, por eso hacía la pregunta acerca del ritmo de 'La llegada' o del cine de Villenevue en general. De la misma manera creo que a dia de hoy no es justo comparar ambas cintas. La película de Scott es de 1982 y a lo largo de todos los estos años ha sufrido todo un proceso de mitificación el cual todavía no ha ni empezado con la cinta de Villeneuve. Estoy de acuerdo contigo en que igual si que ha pecado en ciertos aspectos de conformista, de no haber querido ir mas allá.. pero jo.. si llega a ir mas allá.. uff... la verdad es que las sensaciones que tuve al ver esta película en pantalla grande fueron increibles, me sedujo desde el minuto uno y no me soltó hasta que acabó la película.. me parece una cinta increible..

Acabo de descubrir que tengo la novela grafica ¿Sueñan los androides con ovejas electricas? Polvo al polvo', la supuestamente precuela autorizada... la verdad es que la leí en su momento y no me acabó de convencer.. pero creo que ahora es un buen momento para recuperarla..

Un Abrazo!!

Donnie

El Rector dijo...

A mi me ha parecido una gran película, de esas que no pueden faltar en la colección particular de cualquier aficionado a esto. Y comparto a grosso modo muchas de las opiniones expuestas por Ronette en la crítica. Pienso que estamos ante una secuela digna y muy respetuosa con la original, que atesora además un nivel técnico y artístico de grandísismo nivel. No soy nada fan de Villeneuve, lo cual no deja de ser curioso, pues me fascina este tipo de cine lento y denso (al que supuestamente siempre le sobra metraje). Pero no suelo conectar con las cosas que me cuenta en su cine. En "Blade Runner 2049" esto no me ha pasado tanto y para mi, es con diferencia su mejor película hasta la fecha, pero si es cierto que encuentro a faltar ese carisma de la película de Scott (quien sabe, puede que como comenta Donnie, sea el paso de los años el que termine por otorgárselo), tanto en la historia, como sobretodo en los personajes y libreto. Falta un "villano" a la altura (el personaje de Leto, no se muy bien que pinta en todo esto) y faltan frases memorables, de aquellas que uno se guarda para siempre. También veo cierta artificialidad en la puesta en escena y ahí no culpo a Villeneuve ni a los responsables artísticos, ya que pienso que es algo inevitable, tratándose de una secuela de una película que marcó tanto en su momento, como comenta Ronette, muy adelantada a su tiempo.

Pero vamos, he salido MUY satisfecho de la sala de cine y he degustado hasta el último segundo del deliciosamente largo metraje. Estoy seguro que en posteriores visionados, sabré verle muchas más virtudes, algo que siempre ocurre con el buen cine.

Saludos.

RONETTE PULASKI dijo...

Estoy de acuerdo con los dos, Villeneuve asumió un desafío grande al entrar en el mundo Blade Runner y ha salido reforzado. Puede que para mí la película no sea un 10, pero es una película notable, que crea una atmósfera muy buena. Como digo, tal vez se contuvo, pero también es cierto que de esta forma evita meterse en un pantanal y no se le puede tachar de pretencioso. Es una película a tener en cuenta, la fotografía, el sonido y el diseño es magnífico, no es todos los años que se puede ver ese nivel en esos apartados. Dicho todo esto, quién sabe, quizá el tiempo le acabe otorgando un status muy singular.

Donnie Darko dijo...

Rector, ya perdonarás.. no recuerdo si de Villeneuve habrás visto sus primeras cintas: 'Maelstrom' o 'Polytechnique' pero si no es así te las recomiendo. Su primera película, una comedia romántica con toques dramáticos titulada 'Un 32 août sur terre' también te la recomiendo, sobre todo por lo aparentemente diferente que es con respecto a su cine actual.

Sobre 'Blade Runner 2049' a día de hoy solo puedo añadir una cosa. La he visto dos veces en pantalla grande y tengo unas ganas locas de verla otra vez en ese formato..

Un Saludo!

donnie

Publicar un comentario

No seas tímido/a y comparte tu opinión con nosotros, pues en la diversidad está el gusto. Eso sí, intentemos no destriparle la película a nadie y avisa de SPOILERS al resto de lectores siempre que tu comentario los contenga. De no ser así, este será eliminado. Gracias.